Iluminación para la piscina: ¿Cuál elegir? que luz?

Iluminación para la piscina: ¿Cuál elegir? que luz?

   02/28/2020 11:46:04     Iluminación    0 Comentarios

Antes de definir el tipo de foco (como hemos visto aquí), es preferible definir el tipo de iluminación deseada para la piscina. Hay dos tipos de iluminación: monocromática y multicolor.

La iluminación monocromática:

La luz monocromática se utiliza en la mayoría de las piscinas. Existen principalmente tres tipos de luz monocromática: blanco cálido, blanco frío y azul ultramar. El último da a la piscina un aspecto lacustre.

Blanco cálido o frío blanco:

Hay varios tipos de blancos: roto, crudo, y, para las piscinas, blanco cálido y frío. La iluminación se caracteriza por la temperatura del color y se mide en "grados" Kelvin. Generalmente la temperatura varía entre 1000 y 22 000 K; estos parametros se utilizan para definir el color de una fuente de luz, y por lo tanto si el blanco es cálido o frío. El blanco cálido mide aproximadamente 2500-3000 K, mientras que el blanco frío mide  aproximadamente 9000 K. El blanco absoluto está más cerca de los 7.000 K.

¿Cómo distinguirlos?

El blanco frío, ha aparecido con la iluminación LED y se acerca a una luz azulada que da al agua una apariencia natural. El blanco cálido, que se utiliza sobre todo en las bombillas incandescentes, es mucho más cercano al amarillo, creando un ambiente acogedor para la piscina y el jardín que la rodea.

El color RGBW y la iluminación:

La iluminación de colores en la piscina utiliza el principio de la síntesis aditiva. Esto implica la mezcla de los tres colores primarios para obtener una multitud de colores (4.000.000 exactamente). Por tanto, el LED (el mismo LED o varios LED juntos) mezcla los colores y el foco se vuelve rojo o verde, o naranja, etc. Las luces multicolores que ofrecemos, como Chroma o Eolia, están relizadas con otro sistema: RGBW. Esto implica la adición del color blanco en síntesis aditiva para obtener un color más natural, más puro y un blanco perfecto mezclando 4 colores.

¿Cuántos lúmenes? ¿Qué potencia?

Una vez que hayas elegido el color, solo te queda por seleccionar la luz ideal para iluminar uniformemente la piscina. En lugar de seleccionar las luces en función de su potencia (en vatios), preferimos orientarnos hacia otra característica técnica: la salida de luz en lúmenes. Una norma europea para piscinas públicas indica que hay que cumplir con un flujo luminoso de 80 lm / m (en los casos de luz blanca). Por tanto, para una piscina de 24 metros cuadrados que se necesita un flujo luminoso mínimo de 1.920 lm, correspondiente a dos focos de 20W o 1 foco de 40W. Ahora, para tu piscina, puedes calcular fácilmente la salida de luz ideal!

Comparte este post :